viernes, 4 de abril de 2008

No a la antorcha olímpica

El capitán de la selección de fútbol de India, Baichung Bhutia, rechazó portar la antorcha de los Juegos Olímpicos de Pekín durante su visita a la capital india, Nueva Delhi, a fines de abril. El deportista explicó que su decisión es en protesta por las medidas de fuerza que impuso el gobierno chino para controlar las manifestaciones en el Tibet.




El líder espiritual del Tibet, el Dalai Lama, ha vivido en India desde que emigró en 1959, mientras más de 150.000 tibetanos se encuentran exiliados en el país. De acuerdo con el gobierno tibetano en el exilio, basado en India, cerca de 140 personas murieron a manos de las fuerzas de seguridad de China.

"Simpatizo con la causa tibetana. Ésta es mi forma de apoyar a la gente del Tibet en su lucha. Yo aborrezco la violencia en cualquier forma", explicó Bhutia al periódico indio Times.

El jugador es budista, oriundo del estado de Sikkim, en el nordeste de India, una región que es reclamada por China como parte de su territorio. Bhutia aclaró que no recibió ninguna solicitud o presión por parte de agrupaciones anti-Pekín para rechazar la antorcha. "Es una decisión personal. Siento que lo está pasando en el Tibet no está bien y a mi manera debo mostrar mi solidaridad".

La Asociación Olímpica India, que está encargada del relevo de la antorcha por Nueva Delhi el 17 de abril, ha invitado a varios atletas de élite para portar la llama. Relaciones India-China El pasado domingo, el viceministro de Relaciones Exteriores de China, Dai Bingguo, instó al consejero de seguridad nacional de India, MK Narayanan, a "entender y apoyar" la política china en el Tibet.

No hay comentarios:

Publicar un comentario